Una nueva belleza

Una nueva belleza
Una nueva belleza que sólo yo reconozco: la que brota de mi alma

sábado, 10 de diciembre de 2016

Los trastornos del sueño son uno de los problemas clínicos más frecuentes que se atienden en medicina y psiquiatría. El sueño inadecuado o no restaurador puede alterar notablemente la calidad de vida de un paciente

Resultado de imagen para TRastorno del sueño

Trastorno del sueño, más común de lo que crees


Los trastornos del sueño son uno de los problemas clínicos más frecuentes que se atienden en medicina y psiquiatría. El sueño inadecuado o no restaurador puede alterar notablemente la calidad de vida de un paciente. Los trastornos del sueño pueden ser primarios o pueden deberse a diversos trastornos psiquiátricos médicos, visto en mi consulta en el ámbito de rehabilitación.
El DSM-5 define el insomnio como la insatisfacción con la cantidad o calidad del sueño, asociada a una (o más) de los siguientes aspectos:
1.   Dificultad para inicia el sueño.
2.   Dificultad para mantener el sueño, que se caracteriza por despertarse frecuentemente o problemas para reanudar el sueño después de despertarse.
3.   Despertarse temprano por la mañana con la incapacidad para reanudar el sueño.

Otros criterios incluyen:
•     El trastorno del sueño ocasiona ansiedad clínicamente importante y común en la Venezuela actual o alteraciones en la interacción social, laboral, educativa, académico, conductual u otros importantes funcionamientos.
•     La dificultad para dormir ocurre al menos 3 noches por semanas.
•     La dificultad para dormir ocurre al menos durante un mínimo de 3 meses.
•     La dificultad de dormir ocurre pese a la oportunidad adecuada para dormir.
•     El insomnio no se explica y no ocurre exclusivamente durante el curso de un trastorno de sueño-vigilia.
•     El insomnio no se le atribuye a los efectos fisiológicos de un fármaco objeto de abuso o medicación.
•     Trastornos mentales y trastornos médicos concomitantes no explican adecuadamente las manifestaciones predominantes de insomnio.

El sindrome de la fase del sueño retrasada se caracteriza por:
1.   Incapacidad persistente mayor de 6 meses para quedarte dormido y despertar en horarios aceptados.
2.   Capacidad de mantener el sueño una vez que se alcanza el sueño.
3.   Tiempos de sueño total normales.
4.   Alerta máxima a última hora del día y por la noche.
5.   Típicamente se observa en adolescentes, adultos jóvenes y trabajadores nocturnos.
El sonambulismo ocurre más a menudo en gemelos momocigóticos y tienen 10 veces más probabilidades de presentarse si un pariente en primer grado tiene un antecedente de sonambulismo. El sonambulismo es más frecuente a mediados de la infancia y en la preadolescencia y tiene una frecuencia máxima en niños de 11 a 12 años. La privación del sueño, los horarios para dormir caóticos, la fiebre, el estrés, la deficiencia de magnesio y la intoxicación por sustancias químicas o drogas (por ejemplo el alcohol) pueden desencadenar parasomnias. El sonambulismo ocurre más a menudo en mujeres durante la infancia pero es más frecuente en hombres de edad adulta.
Las medidas objetivas del sueño se pueden obtener por medio del EGG o la PSG. Estos estudios pueden ser útiles para determinar el sueño y la capacidad de despertar en la unidad de cuidados intensivos o en el laboratorio de sueño. La PSG monitorizada es la prueba estándar para evaluar las medidas de sueño.

Estudios de laboratorio adecuados para las personas con trastornos del sueño son:
•     Hemoglobina y hematocito.
•     Gases en sangre arterial.
•     Pruebas de función tiroidea.
•     Detección toxicológica de drogas y alcohol.

Recomendaciones
La terapia cognitiva conductual, la psicoterapia corporal son eficaces para el tratamiento del insomnio a corto plazo, lo mismo que los medicamentos hipnóticos, pero algunos pacientes alcanzan la remisión completa con un solo tratamiento. No se necesita ninguna dieta especial para el tratar el insomnio, pero las grandes comidas y los alimentos condimentados deben evitarse en las 3 horas previas a la hora de dormir. Y educar a los pacientes en una buena higiene  del sueño es el aspecto fundamental del tratamiento.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada